¿Y los “huachicoleros” de “cuello blanco”?

Ene 01 1970

Este no es un comentario para defender a los huachicoleros, ni para justificar sus robos, ni para minimizar sus delitos.

Sí es un comentario para denunciar la doble vara con que se persigue a un tipo de ordeñadores de Pemex, los de hasta abajo, los huachicoleros de la milpa y el maguey; y en cambio quedan impunes los ordeñadores de mero arriba, los huachicoleros de cuello blanco y en torres de cristal.

La ordeña en Pemex ha venido escalando y generalizándose. Recuerdo una reunión de la CONAGO en el 2002 con el entonces secretario de hacienda de Vicente Fox, Francisco Gil Díaz.

Fue en Toluca, una reunión ríspida, porque se iba a tratar el tema de la disparidad entre los informes de excedentes petroleros que Pemex reportaba en Nueva York, al alza, y los que aquí informaba a la opinión pública, a la baja. El entonces gobernador de Veracruz, Miguel Alemán, había realizado una investigación internacional que evidenciaba esa disparidad. ¿Doble contabilidad del gobierno federal? ¿Mentiras adentro, verdades afuera?

La disputa entre la recién creada Conago y Hacienda era por los excedentes petroleros, que ese año alcanzaban una cifra record en el mercado internacional, casi al doble de lo estimado en el presupuesto de ese año.

La respuesta del secretario Gil fue memorable. “Los excedentes petroleros no existen, son un mito genial”. Y se desató la turbulencia. Los informes de Nueva York y Amsterdam fueron tan contundentes que el secretario terminó aceptándolos, pero hizo una confesión que horrorizó a los presentes en esa encerrona.

“No hay excedentes a repartir, porque los recursos adicionales por la venta de crudo se utilizan para compensar tres rubros: las bajas en la recaudación tributaria, el incremento de los fondos de pensión y las perdidas de Pemex por robo de combustibles”.

“A qué tanto asciende el robo de combustibles como para que no quede disponible un solo dólar de excedente”, preguntó el entonces gobernador de Oaxaca, José Murat.

“A 12 mil millones de pesos anuales”, respondió el secretario de hacienda.

“¿Y por qué no hacen algo para terminar con esa fuga?”… “Estamos trabajando en ello”, señaló el responsable de las finanzas públicas en ese momento.

Han pasado 15 años y las tomas clandestinas pasaron de dos mil a 20 mil, mientras que las pérdidas anuales de Pemex pasaron de 12 mil a 30 mil millones de pesos, el doble del presupuesto del estado de Tlaxcala.

Lo más lamentable es que esta ordeña representa sólo una parte del saqueo mayor a Pemex

La revista Forbes de México, con base en reportes de la Auditoría Superior de la Federación, calculó en 11 mil 900 mdd el daño patrimonial causado a la paraestatal en 100 contratos otorgados entre 2003 y 2012, por un total de 149 mil mdd. La irregularidades iban desde sobrecotizaciones por trabajos de mala calidad, obras inconclusas pero pagadas como completas, hasta el pago de obras o trabajos nunca realizados.

Contra estos huachicoleros de cuello blanco, ¿cuándo se va a proceder?

Recientemente trascendieron los sobornos de la empresa Odebrecht a altos funcionarios de Pemex en los gobiernos de Felipe Calderón y en el actual.

Se habla de una sola mordida de 10 millones de dólares a un grupo pequeño de exfuncionarios de alto nivel, para ganar una licitación internacional.

¿Cuándo se les va a denunciar, procesar y castigar?

En resumen: Tan nocivos, delincuentes y depredadores son los ordeñadores del estado de Puebla como los de Marina Nacional.

 

ricardomonreala@yahoo.com.mx

Twitter: @ricardomonreala